CÓMO COMBATIR EL AGOTAMIENTO EMOCIONAL

CÓMO COMBATIR EL AGOTAMIENTO EMOCIONAL
11 / marzo / 2021

FATIGA PANDÉMICA

Esta semana se cumple un año del que ya nunca olvidaremos confinamiento. Podemos decir que ha sido un año absolutamente diferente. Lo fundamental y de lo que no nos debemos olvidar es de las personas que ya no están con nosotros. Pero en lo que hoy me quiero centrar es en el agotamiento emocional. Hace tiempo ya escribí sobre ello, pero creo que es sumamente importante volver a hablar de la fatiga pandémica a la que estamos sometidos, de la repercusión emocional que está suponiendo esta situación y de cómo salir de ella.

Cada vez me voy encontrando más y más personas que llegan a consulta diciendo que se encuentran agotados, que no tienen energía y “que no pueden más”.

El agotamiento emocional es un estado al que llegan las personas cuando su nivel de exigencia es muy elevado o cuando están sometidas a un estrés emocional elevado. El estrés y la incertidumbre a la que estamos sometidos desde hace un año ha sido increíble. Nos quedamos sin el control de nuestras vidas sin saber qué ocurrirá mañana y nos quedamos sin lo más importante, que es el estar rodeados y poder abrazar a los nuestros.

El agotamiento emocional se experimenta como una fatiga mental, pero también va acompañado de síntomas físicos, como si no pudiera con su vida.

DESEQUILIBRIO ENTRE EL DAR Y EL TOMAR

Se llega a este estado poco a poco, es como si la balanza estuviera desequilibrada; no paras de dar y dejas de tomar. Es justo lo que nos está ocurriendo ahora, se nos pide que no salgamos, que trabajemos duro, que sigamos pagando nuestros impuestos incluso muchas familias sin poder llegar a fin de mes, que nos confinemos en casa si alguno tose, pero hay que seguir trabajando y con la misma exigencia académica, … Se nos pide, se nos pide y a cambio no se nos da seguridad, que es lo mínimo que necesitamos ahora, un estado y un sistema social que nos garantice la seguridad.

Cuando sientes ese desequilibrio entre el dar y el tomar, cuando te excedes en lo que haces y no sientes la recompensa, sientes que no puedes más y algo se rompe. En una pareja por ejemplo que una de las partes da y da y no siente que la otra de la misma manera empieza ese agotamiento emocional.

CUALES SON LOS SINTOMAS

Lo síntomas que se empiezan a notar son:

  • Irritabilidad, estás muy sensible a todo lo que ocurre a tu alrededor. Te separas de las personas que tienes a tu alrededor, en general no les soportas.
  • Falta de concentración y de memoria, no te entra nada más, te olvidas de cosas importantes…
  • Desmotivación, ganas de tirar la toalla, apatía, negatividad.
  • Insomnio, dificultad para dormir debido a la rumiación de los problemas. Esa vocecita que no te deja de hablar continuamente.
  • Estar como fuera de sí. Como si tu cuerpo fuera por un lado y tú por otro. 
  • Ansiedad, miedo, angustia. No saber qué va a ocurrir mañana.
  • Sensaciones físicas de pesadez, pérdida de energía, mareos, problemas estomacales, etc.

COMO COMBATIR EL AGOTAMIENTO EMOCIONAL

Pero ¿qué puedes hacer para superar este agotamiento emocional? Lo fundamental es tomar conciencia de cómo estás tú y los que te rodean. 

Te diré que esto es como cada día que sacas la basura de tu casa, si lo dejas de hacer y la vas dejando en una habitación de tu casa acumulada, habrá un día en que el hedor, la suciedad, e incluso algún que otro animalillo andará por tu hogar y tanta basura se hará insoportable. De la misma manera que mantienes limpio tu hogar y tiras la basura a diario, es importante que tomes conciencia de tu estamos emocionalmente para poder autorregularte. Aquí te dejo algunas claves:

  • Tú eres un ser único con limitaciones. Deja de creerte un Superhéroe que puede con todo y sé realista con tu capacidad y con el tiempo de que dispones y en qué lo vas a utilizar. Una vez que lo tengas claro, hagas lo que hagas hazlo al 100%, esto es, no estés en el trabajo pensando en que tienes que hacer la compra, destina tu tiempo para el trabajo y luego para tu compra y en ese momento hazlo con el 100% de tu atención.
  • Busca elequilibrio continuo entre el dar y el tomar. No estés dando más y más, quizá para sentirte mejor, buscando el amor del otro o la aprobación del jefe. Da en función de lo que recibes. Y si no está en tus manos cambiar esta situación acéptalo por el momento.
  • Descansa, reequilibra, saca la basura de tu hogar. En esta sociedad parece que si no estamos haciendo algo no damos la mejor versión de nosotros mismos. Para y no hagas NADA. Simplemente PARA. Ahora se ha puesto muy de moda meditar, pero ojo que también puede llegar a estresarte el no haberlo podido hacer hoy o no haber cumplido con el tiempo que te habías marcado como objetivo,…. PARA!!!!! Y ojo con nuestros hijos, esos a los que les apuntamos a mil actividades y campamentos por miedo a que se aburran. Aburrirse en buenísimo.
  • Libérate. Reconoce como eres con tus virtudes y defectos y comienza a vivir de manera libre, sin cargas familiares, sin relaciones de codependencia tóxicas, sin miedos. Quizá esta es la parte más difícil de hacer sin la ayuda de un profesional, así que no lo dudes, igual que te formaste para desarrollarte profesionalmente, ¿por qué no te formas para desarrollarte emocionalmente y aprender a vivir en libertad?
  • Aprende a tolerar la incertidumbre. Esto te llevará a sentirte mejor y a sentir cierto “control” sobre tu estado anímico. Aunque parezca imposible podemos influir en lo que está ocurriendo en nuestro entorno, aunque solo sea la actitud con la que queremos vivir lo que nos haya tocado vivir.
  • Mantén la Esperanza. Esto en realidad es lo que nos salva, la esperanza de que todo pasará. El ser humano hace dos cosas fundamentales: la indefensión aprendida, me adapto a lo que hay a mi manera y siempre piensa que todo puede ir a peor, así que mantiene la esperanza de que por lo menos este verano sea como el pasado.

Aunque te diría que es más fácil de lo que parece, estamos viviendo una situación que emocionalmente está haciendo mucho daño. Es por ello por lo que los psicólogos estamos desbordados de trabajo y ahora más que nunca te diría que si entiendes que lo que te está ocurriendo se te va de las manos acudas a un profesional cuanto antes. No esperes más, cuanto antes vayas, antes te sentirás mejor.

Aquí encontraras algunos recursos que pueden ayudarte:

  • Si te cuesta parar puedes adquirir mi hipnosis que ayuda a liberarte del estrés Pasaporte al Paraíso.
  • Si te cuesta dormir no dudes en descargarte la hipnosis Dulces sueños y lograrás un profundo descanso.

“Es la libertad la que te libera, no tu esfuerzo por ser libre”. Krishnamurti

Califica esta entrada
¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Te puede interesar...

ADELGAZA CON AMOR

ADELGAZA CON AMOR

04 / febrero / 2021

Que levante la mano aquel que a lo largo de su vida no ha hecho una dieta. La última de moda en el 2020: ayuno intermitente. ¿La has probado? ¿Cómo te ha ido? ¿Ha sido tan milagrosa como las anteriores? ¿Cuánta literatura te has leído sobre el...

Leer más
Optimiza tu fertilidad

Optimiza tu fertilidad

21 / abril / 2020

He creado una visualización a modo de podcast para que vosotros podáis hacerla en casa y así optimizar vuestra fertilidad. No es tan sencillo para muchas parejas y mujeres que tienen problemas físicos. Cada individuo es único y para cada persona...

Leer más

Deja un comentario